Justwotravel
Diario de viaje Indonesia Indonesia

Indonesia, Dia 12: Bali

Hoy vuelve el sonido del despertador a nuestro viaje, esta vez más tarde, a las 08:30H. Nos quedan sólo dos días completos en esta maravillosa isla a la que llaman la isla de los dioses, y son muchísimos los sitios que nos gustaría conocer antes de abandonarla, pero como siempre digo y siempre pasa en los viajes, al final tienes que elegir, no se puede ver todo. Y la elección nuestra para el día de hoy es esta:

  • Seminyak
  • Blue Point Beach (Uluwatu)
  • Pura Uluwatu
  • Jimbaran Beach, cena de marisco encima de la playa

La rutina es la de siempre, despertador, ducha, vestirse y desayuno. Después de desayunar preparamos la maleta en la que siempre metemos los sarongs, porque vamos a visitar un templo, además de toalla y ropa de baño, por si nos da tiempo a darnos un chapuzón en alguna playa del sur, además de chubasquero. Chubasqueros que hemos paseado por toda la isla, pero que todavía a día de hoy no hemos estrenado. ¡Mucho mejor, no nos quejamos porque el tiempo se está portando de maravilla con nosotros!

Hoy hemos contratado un chófer con coche para que nos lleve dónde queramos. Más cómodo imposible. Existía la posibilidad de contratarlo 8 horas o 12 horas, y teniendo en cuenta la cantidad de tiempo que perdemos para ir de un sitio a otro, y mirando la ruta que queremos hacer, preferimos tenerlo 12 horas completas y no ir corriendo. Aunque al final, hay que decir, que el tiempo nos vino justo. ¿Cuánto diríais que nos costó? Pues un total de 650k IDR, unos 45€ aproximadamente. Si esto lo divides entre los 5 que viajábamos en el coche, te sale el día por menos de 10€ por persona. Estas son las ventajas de las que habla la gente al viajar al sudeste asiático, todo te cuesta muchísimo menos. Y empezamos la ruta a las 10 de la mañana y tendremos que estar de vuelta al hotel a las 10 de la noche, porque como habréis visto este día es muy completo e incluye hasta cena de marisco encima de la playa.

img_9472

Primera parada: Seminyak, la consideran la parte como más cool y chic de Bali, y nos apetece no perdernos tampoco esa cara de la isla. El chófer nos deja en Seminyak Square, un centro comercial que combina tiendas de conocidas marcas surferas como Quicksilver, Rip Curl y Billabong, y un mercadillo en el mismo parking con vestiditos, monos, collares, bolsos… Que nos recuerdan a la vestimenta ibicenca, todo muy colorido y veraniego. Allí puedes conseguir un modelito monísimo por un par de euros.

img_9486

Hemos quedado con el conductor que en una hora y media nos veríamos en el parking para continuar la ruta. Nos vamos a pasear por las calles de Seminyak cercanas al Square, calle Jl. Kayu Aya y la calle Jl. Braban.

img_9475

img_9481

Hay sitios para comer y bares para tomar algo realmente chulísimos, con muchísimo estilo. Aquí sí que se nota que es una zona mucho más turística por sus instalaciones, las calles, la gente con la que nos encontramos… Tras pasear y entrar en muchas tiendas y comprar alguna cosita, decidimos sentarnos a tomar algo en Bali Bakery, nos pedimos un riquísimo very very strawberry milkshake.

De aquí nos vamos directos al Bintang Market, a unos 15 minutos en coche de donde estamos. ¿Porqué esta parada? Porque yo y mi hermana Clara somos unas fans de la nutella, y justo allí hay una Nutelleria. Sí chicos, somos unas frikis de la nutella y lo mejor es admitirlo. Así que llegamos a la Nutelleria tan soñada y fuimos directas ala barra a elegir qué delicioso plato degustar. Pedimos un crepe y un wafle, y lo mejor es que ponen tu nombre escrito con nutella en el plato. Tachán, aquí tenéis el resultado. ¡Nuestro sueño hecho realidad! Y el sabor os lo podéis imaginar.

indonesia-nutelleria

Después de esta mini parada, ponemos rumbo a los acantilados de Uluwatu, territorio surfero por excelencia. Llegamos a las 15:30H de la tarde, así que decidimos ir directos a un chiringuito que tenía en mi lista, situado en Blue Point Beach. Este bar está en el mismo acantilado, es todo de madera, super cool, con mesas tipo barra con vistas directas al mar, una terraza enorme en la que hacen fiestas con dj en directo al atardecer… En resumen, un sitio muy cool y molón. Su nombre es Single Fin Bar, así que si vais por esta zona y queréis tomar o comer algo, pararos porque os encantará.

img_9506

Era hora de comer, aprovechamos y comimos allí. Una pizza y un sandwich de atún acompañados de una rica Bintang. Estuvo muy bien, buena comida, buenas vistas, buena música reggae de fondo y buen ambiente. En el mapa de arriba con toda la ruta completa de día, podéis ver su ubicación exacta.

img_9494

img_9499

Y ya que estábamos allí, queríamos pisar una auténtica playa balinesa de surferos. Empezamos el caminito tipo laberinto que hay que bajar para llegar hasta ella. Por el camino nos cruzábamos con muchos surfers, típicos rubios, altos, muchos de ellos australianos, cargados con su tabla, que posiblemente regresaban de disfrutar de unas horas de olas y de mar. La playa es tipo calita, de arena y con mucho encanto, porque está entre rocas. Pero no es una playa para bañarse ni tomar el sol, es solo apta para surfers. Foto y volvemos para arriba, no podemos perder mucho tiempo porque el sol en Bali se pone muy pronto y ya son casi las 17:00H.

img_9012

Próxima parada: Pura Uluwatu, un templo situado en la cima de un espectacular acantilado del sur de Bali. Es uno de los más conocidos de la zona suroccidental de la isla por su privilegiada situación y nosotros no nos lo queríamos perder.

img_9522

img_9532

Hoy esperamos ver otro precioso atardecer desde aquí, con el fuerte oleaje del Océano Índico de fondo. Lo que no esperábamos era encontrarnos hasta cola para acceder al recinto. Su horario es de 08:00H a 19:00H y el precio de entrada es de 20k IDR (1,39€). También hemos venido hasta este templo porque no queríamos perdernos el espectáculo de la danza kecack que tiene lugar todos los días a las 18:00H en un recinto cerrado dentro del templo. La entrada para disfrutar de este show es de 100k IDR (6,90€) por persona. ¿Cuál es la mala noticia? Que si no vas pronto puede que te quedes sin entradas como nos pasó a nosotros. Estaba full. Así que nos quedamos con las ganas de poder verlo, una auténtica pena.

Y esta es la cara mala de viajar a Bali en Agosto, que es una isla súper turística y que te encuentras por todos los sitios con muchísima gente. Al no poder ver la danza, decidimos tomar posiciones para ver el espectáculo natural de la puesta de sol. Que tampoco estuvo nada mal, ya que lo amenizan la compañía de monos que se pasean por este templo. Sí chicos, este es el famoso templo en el que los monos no se portan demasiado bien con los visitantes. ¡Roban gafas, gorras, teléfonos móviles… y son agresivos! ¡Mucho cuidado con ellos porque son un tanto peligrosos! Nosotros tuvimos suerte y como no nos acercamos mucho a ellos, no nos pasó nada, pero nos encontramos con mucha gente que nos contaba su mala experiencia.

img_9142

img_9550

Y con la imagen de ese templo pequeñito que parece colgando encima de un acantilado y los colores anaranjados del cielo y azules del mar, termina un nuevo día de sol en Bali.

img_9071

El tiempo es oro aquí, así que tenemos que poner rumbo a nuestro último destino de hoy: cena a base de marisco encima de la playa de Jimbaran. ¡Planazo! Nos habían recomendado concretamente el restaurante Merang, pero cuando llegamos, que todavía es pronto, nos dicen que está lleno y que nos dan una hora y media de espera. ¡Inviable para nosotros, no podemos esperar tanto tiempo! Así que probamos con el de al lado y sí tienen una mesa disponible para nosotros.

El restaurante se llamaba Teba Mega Cafe. Hay que recalcar que el sitio y el momento tiene su encanto, porque está la playa llena de mesas con gente cenando marisco prácticamente a oscuras, casi con la simple luz tenue de pequeñas velas. Es muy romántico. Para cenar hay que pedir marisco que es lo único que hay, y nosotros felices porque nos encanta.

img_9122

Pedimos dos platos de marisco variado para compartir entre todos, porque sabemos cómo son las raciones de grandes aquí, es pronto y tampoco tenemos mucha hambre. Gambas, almejas, langosta, pinchitos de calamar, pescado… Todo a la plancha y acompañado, por supuesto, de un buen bol de arroz. Nos comimos todo el marisco, no dejamos ni una gamba. Estaba muy rico. ¡Perfecta cena para terminar este completo día!

Ya es hora de volver al hotel, nos queda un largo camino por delante hasta Ubud. Antes de que el conductor nos deje, hablamos con él para que mañana podamos contar de nuevo con sus servicios, pero esta vez solo lo necesitaremos 8 horas para la ruta que queremos hacer en nuestro último día en Bali. ¿Último día ya? No nos podemos creer que ya llevemos más de la mitad de viaje y que esté más cerca el final que el principio. Cómo nos está gustando esto, cómo aprovechamos y saboreamos cada día al máximo. ¿Y mañana? No os adelantamos nada, cada cosa a su debido momento.


Sino queréis perderos las siguientes etapas de nuestra Ruta por Indonesia, suscribiros a nuestro blog y recibiréis las notificaciones de nuevas entradas directamente a vuestro e-mail. Y recordad que podéis seguirnos diariamente en Instagram, Facebook y Twitter.

Y si estáis pensando en viajar, que no se os olvide contratar vuestro seguro de viaje. Nosotros siempre lo hacemos con Iati Seguros, ¡el mejor seguro para viajeros! Además si lo hacéis a través de nuestro enlace conseguiréis un 5% de descuento.

You Might Also Like...

1 Comment

  • Reply
    Marra
    agosto 7, 2017 at 11:07 pm

    Hola, me podrias faciliatr el numero del chofer que cojisteis en ubud??? Gracia❤

Deja un comentario